Escrito por Robert Steinadler hace 4 meses

¿Qué es Fantom y cómo intenta resolver el trilema del Blockchain?

El año 2021 ha sido el año de las soluciones de capa 1. Cada vez son más las plataformas de contratos inteligentes que evolucionan y aspiran a captar cuota de mercado en las finanzas descentralizadas y la economía NFT. Con la creciente base de usuarios de los protocolos de blockchain, tienen que enfrentarse a obstáculos que no existían hace unos años. El problema más acuciante es la escalabilidad de la tecnología blockchain y ha habido varios intentos de resolver el trilema entre seguridad, escalabilidad y descentralización.

Fantom afirma haber resuelto el famoso trilema ofreciendo una nueva tecnología que es capaz de escalar sin sacrificar la descentralización ni la seguridad de su blockchain. Esta es una afirmación muy fuerte y Fantom no es el primer jugador en la industria de las criptomonedas que sugiere ese logro.

En este artículo, vamos a echar un vistazo más de cerca a Fantom y cómo funcionan los fundamentos de esta tecnología blockchain.

¿Qué es Fantom?

Fantom es una blockchain de capa 1 que se basa en un novedoso mecanismo de consenso que se denomina "Protocolo Lachesis". Su algoritmo se basa en un grafo acíclico dirigido (DAG) para conseguir una tolerancia a fallos bizantina asíncrona (aBFT). Fantoms blockchain permite la creación de múltiples cadenas de ejecución. El protocolo de consenso aBFT consigue:

  • Velocidad: Finalidad casi instantánea de las transacciones en 1-2 segundos.
  • Seguridad: La prueba de participación sin líder asegura la producción de bloques
  • Descentralización: Es capaz de escalar a múltiples nodos distribuidos

Fantom permite ejecutar múltiples capas de blockchain con Lachesis en el núcleo del sistema. La primera capa adicional dentro de Fantom fue Opera. La plataforma se lanzó en diciembre de 2019 como una plataforma de contratos inteligentes que es compatible con la máquina virtual de Ethereum (EVM). Esto hace que Fantom sea altamente interoperable con otras plataformas de blockchain y el hecho de que Opera esté ejecutando aplicaciones DeFi muy comunes como SushiSwap y Curve da testimonio de esa capacidad.

La tecnología Fantom también es altamente escalable porque cada red que se construye sobre ella se ejecuta de forma independiente. En efecto, cada aplicación descentralizada tiene su propia blockchain y esto evita la congestión que algunos de nuestros lectores pueden haber presenciado con otras plataformas de contratos inteligentes en momentos de gran carga de la red.

El token FTM

Dado el hecho de que Fantom ya construyó un puente a Ethereum hay más de una encarnación del token FTM. Está el token FTM nativo y también hay una versión ERC-20 del mismo, que se convierte automáticamente una vez que se ha enviado a una cartera Fantom. FTM también existe en la cadena Binance como token estándar BEP2.

En el momento de escribir este artículo, hay alrededor de 2,5 billones de FTM en circulación, con una oferta máxima de algo más de 3,1 billones de FTM. El token puede utilizarse para pagar las comisiones de las transacciones y ofrece a los inversores la oportunidad de obtener ingresos adicionales participando en las apuestas de Fantom.

Fantom no tiene un token de gobierno separado. En su lugar, los titulares de los tokens pueden participar en el sistema de gobierno apostando su FTM. Esto permite un fácil acceso al ecosistema entre otros casos de uso, por ejemplo, utilizando FTM para liquidar pagos.

Fantom se basa en Proof of Stake

La mayoría de las plataformas de contratos inteligentes que logran una gran escalabilidad utilizan un modelo de consenso de prueba de participación. Este es también el caso de Fantom. En Fantom Opera se utiliza una prueba de participación sin líderes que elimina la posibilidad de que un conjunto de validadores tenga una autoridad significativa.

Participar en el staking es muy fácil. Los usuarios avanzados pueden ejecutar un validador que requerirá una apuesta de 3,175 millones de FTM. Incluso los inversores con menos de la apuesta mínima requerida pueden participar en el staking delegando tan sólo 1 FTM o más a un validador. Este sistema es muy similar a otras soluciones de la industria y crea una experiencia de usuario similar comparable a la de apostar Cardano, Solana o Tezos.

DeFi en Fantom

Las finanzas descentralizadas y los tokens no fungibles son los casos de uso más importantes para las plataformas de contratos inteligentes. Hay una variedad de protocolos DeFi nativos de Fantom y también un par de protocolos que son nativos de Ethereum. Esto facilita no sólo el intercambio de tokens por una tarifa insignificante, sino también la participación en transacciones más complejas que son una parte vital de la economía descentralizada.

He aquí un par de ejemplos para dar una mejor visión de los protocolos ya existentes:

  • fUSD: Acuña un token utilizando FTM que está vinculado al dólar estadounidense
  • fLend: Prestar o pedir prestado fUSD
  • fSwap: Intercambio de tokens sintéticos
  • Reaper farm: Agregador de rendimientos

Como siempre: Por favor, ten en cuenta que estos protocolos y los servicios que ofrecen no están de ninguna manera avalados o recomendados por LiteBit. Con la creciente cantidad de protocolos nativos de DeFi, Fantom está causando un impacto en este sector. Dado que no se limita a los protocolos nativos, hay mucho espacio para crecer. Hay más de 115 protocolos diferentes que se ejecutan en Fantom en el momento de escribir este artículo y el hecho de que el valor total bloqueado on-chain.

Invierte en cualquier momento y lugar

Aumente su impacto comercial y tiempo de reacción en más de 70 criptomonedas a través del acceso instantáneo a su wallet con la aplicación LiteBit.

lb